martes, 28 de abril de 2009

Lo mejor está detrás de la linea de meta.

Ese es el secreto, no hay otro, el paso inmediatamente después a cruzar la linea de meta todo va irremediablemente a mejor, no hay más respuesta ni explicación, ese es el enganche y esa es la razón por la que después de terminar una carrera volvemos a caer en la tentación de correr de nuevo cualquier otra locura.
Pero cuidado se debe cruzar esa ansiada y adictiva linea, sin ese último gesto cualquier sacrificio anterior no cuenta y el torrente de sentimientos positivos y cargados de ensueño que durante unos días nos atrapa, no llega y deja paso a un sin sabor amargo con pinceladas de rabia que conlleva quizás a una misma idea pero que no engendra felicidad.


Y así he estado yo después de cruzar la linea de Elche, arropado por mi niña y por los cuidados constantes de Rafita. Dejando que el sol de lunes me acariciara en las playas de Alicante, sin prisa, sin preocupación, con el saber del trabajo hecho lo mejor que sé y puedo... dulce sentimiento que de nuevo me imprime fuerza y ganas para encarar Zarautz, Madrid, Roth y lo que venga.

Atrás quedan batallas que magnifican la hazaña y el ego, aprendizaje y disfrute doloroso, del que deja huella. Recuerdos imborrables tintados de imágenes mentales, instantáneas de pupila impresas en mi retina, retazos de instantes que fugaces pasaron pero que perennes quedan... toma ya!!!, menuda frase...ja, ja, ja, ja, ya dije yo una vez que este blog es de cualquier cosa menos de triatlon y como dice Espe, me gusta leerte porque se te va la pinza. Y de esas instantáneas me quedó Jaime "El cazaranas" que entre 600 decidió, él, subirse a mi espalda mientras nadaba; o Clemente que como si un animal salvaje fuere encaraba las rotondas dejando atrás la universidad de Elche; el grito de Beni que en mi concentración pasaba sin ver que no, no mirar; la indiferencia de quién nunca fue a mi forma de ser, serlo ahora en lances de carrera, silenciosos y cargados de cierto orgullo sepultado por lo que no hay y nunca habrá; a Raquel que junto a Paloma y Vero no pararon un instante de estar y disfrutar; a mi compañero de carrera, aquel triatleta de mono azul que viajó junto a mi en bici y carrera; a mi tercera ascensión de la escalera al infierno y cuarta para Luarca, una vuelta de diferencia y 54 puestos que bien valieron unas frases entre medias a pesar del esfuerzo; a Quinín, Miky y Juan equipo con tintes azules, recuerdos del tridestroyer saludos y flases de Enphorma y por fin meta, meta y más meta, cargado de tos pero contento de haberlo hecho a pesar de no haber debido. Me faltó una cerveza con Clemente y Jetlag Man pero la tos y un médico que no corre triatlones me mantuvo un rato ocupado tomando algo menos apetecible.



Las fotos de carrera, son cómo no ahora de mi fotógrafa personal, única e insustituible, la última fue el paraje que al lado de Santa Pola tiene una magia que pienso volver a disfrutar. Pobre imagen para tan especial lugar.

20 comentarios:

lover dijo...

me meo de gusto al leerte torpedo

Emilio dijo...

Otra mas genial Nacho, y toda la razon del mundo, despues de la meta hay algo especial que apaga todo el sufrimiento de las 5h40´que estuve en Lisboa, una pasada. enhorabuena finisher

inma dijo...

a seguir enganchado y a por mas y mejores sensaciones.

davidiego dijo...

Qué bien te queda esa gorra que magnifica la hazaña y el ego, aprendizaje y disfrute doloroso, del que deja huella. Negro parasol que produce recuerdos imborrables tintados de imágenes mentales, instantáneas de pupila impresas en mi retina, retazos de instantes que fugaces pasaron pero que perennes quedan...

enhorabuena finisher, se te va la pinza...

vas a Zarautz al final??

Dani dijo...

Os estáis (el que escribe y sus secuaces, los lectores-posteadores) volviendo de unos blandito-gayes que me estáis dando miedo. Tanta épica y tanta leche... :D

Felicidades por la carrera y por la crónica. Sin desperdicio.

Un abrazo,
Fdo. Otro que se va a volver trucha al leerte

Nacho Cembellín dijo...

Rafita, para las perdidas de orina tb hay electroestimuladores, Tens creo que es el mejor..;-).
Enhorabuena Emilio, me dijeron que por allí tb sopló duro.
Y tú que lo veas Inma.
Esa gorra no me la quito en todo el año. Si, si voy a Zarautz aunque no tengo dorsal... como el año pasado pero iré, sea como sea.
Dani, no cruces de acera que luego le pasa lo que al chulo, que le contagio los virus y no puede con ellos.

Furacán dijo...

Enhorabuena! y muy buenas fotos!

Perséfone dijo...

Como se nota que adoras ese mundillo, Nacho.

Por cierto, espectacular la última fotografía.

Un abrazo.

Mildolores dijo...

Mejor explicado imposible.
Esto es una crónica desde las entrañas y lo demás es tontería.
Voy a borrar la mia y a ver si consigo que se parezca a esta.
Enhorabuena.

Rachel dijo...

Tu texto no está justificado(manía personal), le faltan comas...pero escribes con pasión y transmites los sentimientos de una manera especial.Buena. Mezclas los sentidos con las experiencias, con la realidad. Al contrario de lo que otros piensan hablar de sentimientos y de esa manera a mi me parece fantástico.

No es peloteo al que no soy muy dada pero esta entrada refleja la ilusión que pones en este deporte.
Sigue así.Muak.

Ramón Doval dijo...

¡Vaya carrerón, chulo! ¡Que tiemble el vasco, que lo pillas! Lástima que no coincidiéramos. Os fuisteis pronto. Yo estuve con Clemente y otros ilustres tras la entrega de premios. Bonita crónica (por la marca que hiciste, debiste ser el hijoputa de la Cervelo con lenticular que me arrancó las pegatinas en la cuarta vuelta -¡ya estás devolviéndomelas!).

akela-mae dijo...

¡¡qué bonita crónica!! es de las que a mi me gustan, con sentimiento y recuerdos. Yo lo de las "comas" lo llevo también mal (conlo bien que escribe Raquel no me extraña que se le salten los ojos al llernos, je,je). ¡¡Bonitas fotos Raquel!!

Pero hombre devuélvele las pegatinas a Ramón, no seas abusón.

Qué sigas disfrutando de cada momento, incluso antes de cruzar la línea blanca.

Besicos.

Nacho Cembellín dijo...

Ramón, no te imaginas con que ganas me quedé de conocerte pero tuvimos un problema de llaves con el resto del equipo y tuve que irme a la francesa.

Akela, si es que a mi me gusta que me digan en qué me equivoco, cualquier esxcusa para aprender, vale...;-).

akela-mae dijo...

Vale, por cierto he visto el video de Elche y lo de las escaleras era por fastidiar???? madre mía si tengo yo que hacer eso.

La "niña" mae

Juankir dijo...

tengo que agradecerte de corazón que hayas devuelto la ilusión a mi salchicha peleona (Lover). que haya tenido que venir alguien de fuera a enchufar en el tri otra vez a mi Rafita me hace dudar si realmente he estado a la altura de ese ser tan entrañable (y gordito)

un abrazo y gracias por resucitar a mi morcillita favorita ;-)

Nacho Cembellín dijo...

Juankir, los amigos de verdad a veces hacen como los hermanos, hacen que escuchan pero no... y como tontos que somos, hacemos caso a la novedad que no es tal, pero que si lo parece envuelta de un papel nuevo.

Bueno tipo Rafa, se nota que los que le rodean le quieren y mucho.

Atalanta dijo...

Ay, el triatlón, cómo engancha el jodío. Difícil explicar esas sensaciones. Algo más que un deporte. Lo he puesto por ahí pero se asemeja quizá al surf o al montañismo que "marcan" la vida.
Enhorabuena, finisher. Buen post, dagal.

Nutria dijo...

Eh, compadre, con esto das cumplimiento a un montón de puntos de tu lista de la entrada anterior (que leo ahora por haber estado perdida por ahí varios días). Mucha peña aguaverdiana anduvo por ahí, y todos venís encantados. Entonces, ¿conoces a mi compadre Beni, ese gran hombre?

Nacho Cembellín dijo...

Nutria, no sólo conozco a Beni, sino que afirmo que es un gran tipo. Por allí anduvieron él y su hermano a quien conozco menos pero que parece igual de buena gente...;-)

Nutria dijo...

Moi también es un gran hombre, sí señor